29 de junio de 2010

LA CAIDA DE JOSEPH MASSINO

El presunto jefe del clan mafioso Bonano de Nueva York, Joseph Massino, fue arrestado por fuerzas de seguridad estadounidenses, tras ser entregado por su propio hijo, informó el fiscal de Brooklyn, Roslynn Mauskopf. Massino era el último capo de la mafia que el FBI no había podido encarcelar, luego de la muerte del padrino John Gotti (falleció de cáncer, mientras cumplía una condena, en junio de 2002) y del arresto de los jefes de las cinco familias mafiosas neoyorquinas. Según la acusación, Massino y uno de sus lugartenientes, Frank Lino, organizaron en 1982 el asesinato de Dominick Napolitano, otro de los miembros del clan.

Durante años, el FBI conoció la dirección, rutinas y amigos de Massino, sin encontrar motivo para su detención. El “boss” (jefe) vivía en una simple casa de Howard Beach, cerca del aeropuerto John Fitzgerald Kennedy, y para burlar las intercepciones telefónicas, hablaba con sus hombres sólo a cielo abierto o en restaurantes que consideraba seguros. Para asegurarse el mantenimiento del más estricto silencio y la entrega total al jefe, Massino solía llevar a Nueva York a jóvenes provenientes de familias tradicionales sicilianas para unirse al clan.Finalmente, la Fiscalía logró “quebrar” al hijo del capo mafioso y a otros dos miembros de la familia quienes revelaron a los investigadores la participación de Massino en el homicidio.

La víctima, Dominick “Sonny Black” Napolitano, fue un mafioso acusado por el clan de permitir la infiltración de un agente encubierto, Joe Pistone, en los años 70, lo que tuvo consecuencias legales devastadoras para la familia. Luego de que la noticia de la infiltración del FBI se volviera pública, el entonces jefe en Nueva York del organismo federal, Kenneth Walton, se encontró en secreto con Napolitano para advertirle que su vida corría en peligro, ya que era él quien hizo entrar a Pistone en el clan. Según la prensa local, Napolitano rechazó entonces la advertencia, diciéndole al jefe del FBI: “que él haga lo que deba hacer, y yo haré lo que debo hacer”. Su cuerpo fue encontrado en un pantano en Staten Island, con un proyectil en la cabeza. Esa historia fue llevada al cine en 1997 en el filme “Donnie Brasco” (nombre ficticio de Pistone), con las actuaciones de Al Pacino y Johnny Depp.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada